Día 14: Deseo

En el día 14 hay que escribir algo sobre un "universo alternativo", me pasa igual que a Roxana, que tampoco sé si es de algo ya creado o inventarnos, así que me iré por la tangente y escribiré algo sobre Vocaloid, utilizando a Miku y Kaito. 

Alerta: Contendrá vocabulario sexual por lo que si eres alguien sensible o que se ofende con facilidad, abstente a leer. O si eres una persona con la mente perturbada... ¿a que esperas?



Deseo
Vendida. Así es como se sentía, aunque tampoco se podía quejar ya que la alternativa era mucho peor. Por primera vez se alegró de ser una belleza en su aldea. Su curioso pelo azul y sus labios rosas siempre le habían traído problema, las curvas de su cuerpo y el movimiento de su cadera era una continua provocación para los hombres. Había sido tocada, raptada e incluso, más de un intento de violación. Así había sido su vida. Su condición de mujer le daba asco, pero ya todo eso iba a acabar. Ahora tenía un dueño, un amo, un señor. Nadie más se aprovecharía de ella, nadie más abusaría de ella, estaba protegida o eso quería pensar. 

Él con sus ojos pequeños y magnéticos le trasmitía pequeñas corrientes eléctricas a los muslos. Su útero se contraría cada vez que él se acercaba, su boca se secaba al igual que sus labios, que se movían inconscientemente queriendo llamar su atención. El dolor de su intimidad y la humedad que iba creciendo cuando su mano grande y cálida le acariciaba la mejilla, bajando a su cuello y deteniéndose en sus pechos. Su mano podía con ellos, los moldeaba, apretaba y movía con una delicadeza casi orgasmica. Más de una vez gimió cuando con su índice y dedo gordo apretaba su pezón hasta hacerlo enrojecer. Con el calor intenso ahí solía haber un débil lametazo, que hacía que cada terminación nerviosa de su cuerpo se estremeciera. Sus braguitas de una tela suave y color rosa se humedecían cada vez más, hasta notar que por sus muslos corría su esencia. Gimió cuando una de sus manos se quedó deliberadamente sobre su muslo, atormentándola mientras se imaginaba lo que haría con ella. Soltó un jadeo cuando bajo la mano y le bajo la inocente prenda por las piernas y dejando libre su pubis, con bello vaginal rizado de color azulado. Él gruñó y sin pedir permiso le empujó con suavidad y le abrió los muslos para devorar cada rincón de su feminidad. 

Él se lamía los labios después de haberla probado, de haber sentido como se derramaba sobre su boca y se vaciaba tantas veces como el movía su lengua por su cavidad vaginal. No satisfecho con cinco orgasmos seguidos la penetró con su gran vaina y le amó de la única manera que él sabía. De la única manera para que esa pobre criatura se relajara y pudiera vivir feliz. Por eso la había comprado, por eso había vendido toda su fortuna solo para dejar libre aquella ninfa de los bosques y ver en su rostro una verdadera sonrisa, envuelta en gemidos y sollozos de felicidad. 

Comentarios

  1. Me encanto. Me hizo sentir pena por ella por haber tenido un pasado así. Qué bueno que ahora pueda ser feliz <3

    Me gustan los relatos que haces de éste estilo, son *^* me encantan <3 y esta parejita, es una que está entre las que más me gusta de Vocaloid <3

    ¡Cuidate!

    Bye!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Si! Es que quería que fuera algo triste pero cargado de deseo, no quería la típica parejita de amor. Me gusta que te guste como escribo este género.
      :D Cuídate

      Eliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Vocación

Hybrid Child

Doctor Macizo