Día 41 y 42: Oscuridad

¡Hola!
Aquí estoy de nuevo con el reto, ésta vez si que me lo han puesto un poco más fácil, menos mal... porque ya me jodieron bastante con el de ayer y no sabía por donde lanzarme, pero bueno, creo que ésta vez te haré sacar un par de lágrimas (o esa es mi intención).

Tengo que escribir algo sobre alguien que tenga mucha voluntad y sobre alguien que haya perdido algo muy importante... espero que te hagas una idea de lo que voy a escribir.





Oscuridad
La nada. Eso pensó cuando abrió los ojos. Estaba todo negro. No había luz, no veía nada y eso que podía sentir como los rayos de sol le quemaban el rostro. Aún teniendo aquella venda en los ojos, podía notar como el calor traspasaba el fino tejido y le calentaba los ojos vacíos. Se preguntó que aspecto tendría su mirada en ese momento. Siempre había sido vanidosa referente a eso, tenía unos ojos grises preciosos, la gente la envidiaba y los hombres babeaban por ella, pero después de esa operación sabía que su vida no iba a ser igual. Realmente nada iba a ser igual. ¿Cómo se iba a enfrentar el mundo sin ver nada? Quería huir, quería volver a cerrar los ojos y que al abrirlos todas las luces y colores volvieran a aparecer, pero sabía que eso era imposible, después de todo había tenido un terrible accidente y en él perdió toda la visión. Odio el fuego, su color rojo y naranja, su hermosura cuando estaba controlada... en ese entonces odio todo. Incluso el hecho de respirar.  Quería morir, una vida sin ver no era nada...

Le quitaron las vendas unas semanas después, luego comenzaron a enseñarle y explicarle como sería su vida a partir de ese momento. Al principio se resistió un poco, pero sabía que no podía quedarse quieta, viendo como pasaba su vida, bueno sin ver como pasaba su vida. Quería llorar, pero tenía los ojos tan abrazados que al hacerlo supondría un terrible dolor. Después de unos días aceptó que debía dar un paso adelante, aceptar que su vida iba a cambiar y que tendría que aprender a ver el mundo a través de sus manos, sus oídos y los aromas... Quizás encontraría un mundo maravilloso en la completa oscuridad, pero eso no lo sabría hasta que diera el primer paso y ese paso era aceptar eso, que estaba ciega y que jamás volvería a ver.

Comentarios

  1. ¡Wow, qué fuerte! la verdad, es que esperaba algo más romántico, pero esto me ha dejado gratamente sorprendida y encantada.

    ¡Un abrazo!

    Bye!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegro que te haya gustado xD. Si que fue un poco tétrico, pero es que no se me ocurría otra cosa.
      Un besito

      Eliminar
  2. No estoy acostumbrada a que te salga algo tétrico o tan triste y oscuro,pero me ha gustado.


    TQQQ

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jo jo jo soy una caja de sorpresa. Me alegro que te haya gustado.
      Te quiero

      Eliminar

Publicar un comentario

Entradas populares