JuntaLetras: Mix

Se supone que he de hacer más o menos tres entradas más de éste reto, pero como soy muy genial y dudo que pueda llenar una página entera con lo que he de decir, pues lo meto todo en un saco y ahí se queda.
Después de todo cuando la información es más concisa mejor ¿no?
Y sino pues también, mira tu lo que me importa.
La cosa es que he de escribir algo referente a:
- Los personajes secundarios.
- Las críticas.
- Sinopsis de la novela.

¡Allá voy!



Referente a la sinopsis y los personajes secundarios eso va al gusto del consumidor. Es como todo, hay gente que le gusta plagar las novelas con personajes secundarios y hacer unas sinopsis que resumen la novela en tres o cuatro párrafos, yo como no tengo un esquema (como bien sabes) simplemente me dejo llevar y que sea lo que deba ser...

Es importante crear personajes secundarios, porque te ayudan a poder darle más color y personalidad al principal, muchas veces éstos se vuelven importantes sin darte cuenta e incluso te llegan a gustar más que incluso el propio protagonista. A mi personalmente me esta pasando con Fausto, se supone que es un secundario, pero realmente esta tomando más peso que Ian (que se supone que es el principal junto con Juliet) pero bueno... decidir y etiquetar a un personaje hasta el final como tal, no estaría bien del todo porque no dejas que ese ser crezca y te sorprenda. No soy partidaria de atar a tus hijos (literarios) porque así no les das margen de acción. Eso si, debes crearlos... pero luego dejarlos ir. Un personaje secundario a veces no necesita mucha historia, pero la suficiente para que el lector se enamore y puedas explotarlo más si la historia te lo pide.
Referente a la sinopsis yo soy más de que la gente se sienta tentado en seguir leyendo, haciendo preguntas que pique al lector o decir pequeñas palabras que llamen a que la gente lea. No hace falta decir mucho, simplemente decir lo necesario y así ya estás creando la duda en la persona que lee.

Las críticas... es un tema delicado, pero al mismo tiempo muy interesante. Al menos para mi.
Soy una persona muy crítica (no sé si te has dado cuenta) y más cuando domino aquello por lo que estoy hablando o haciendo. Me gusta que me digan las cosas, siempre y cuando la persona que la esté diciendo no lo haga con el fin de herirme o de hacerme sentir menos. No importa si la crítica es dura y cruel, siempre y cuando me aporte algo al final. Si sus palabras solo me lastiman y no logran nada, su aporte ha sido insignificante y demoledor. En cambio, si pienso en lo que ha dicho y veo la razón en sus palabras... ¿por qué enfadarse? A ver, tampoco hay que mentir. A nadie le gusta que le digan sus defectos, somos criaturas orgullosas y egocéntricas, cuando más hinchen nuestro ego más felices estaremos y cuando más nos golpeen más infelices nos sentiremos. Supongo que hay que encontrar un equilibrio...
Sin irme muy lejos, desde hace unos meses hago criticas a películas, libros y animes/series que veo. Suelo poner apartados en mi opinión para dedicarme puntualmente a cada una, porque una crítica general puede ser muy vaga, puede parecer que no sabes nada o que no te interesa, en cambio si hablas de todo un poco te das cuenta de la construcción de lo que lees y también valoras más el trabajo. Es verdad que yo no diré nada sobre la iluminación o las cámaras en una película porque en eso no sé nada, pero en el guión de una película... ¿por qué no? Si escribes con frecuencia y lees, te puedes dar cuenta cual es una frase sacada de un libro o una frase que no pinta nada. Incluso que no hay relación en lo que dicen... palabras huecas. ¿Me explico?
Referente en los libros... aquí si que voy a joder. Hablando mal y rápido. Soy una gran lectora y me encantaría trabajar como lectora oficial y he leído tantos libros que no podría mencionarlos a todos. He leído maravillas y he leído mierdas absolutas. Claro está que esta es mi opinión, uno jamás puede poner su opinión por encima de las demás, siempre hay que hacerlo desde un punto de vista humilde y sin pretender ofender. E es crítico de arte y a veces me cuenta sus experiencias y he leído cosas de él, jamás utiliza un vocabulario vulgar u ofensivo, usa las palabras adecuadas y si hay algo que no le agrada, evita ponerlo y centrarse en otra cosa. Eso si, cuando algo es malo... es malo, saber decirlo sin herir. Actualmente la gente no sabe usar bien el vocabulario, no sabe hablar con claridad y desconoce la forma correcta de decir las cosas. El castellano/español tiene muchos matices y se puede decir todo sin ofender, obviamente a la gente le ofenderá si son fan, pero ¿y qué?

Una de las cosas que me he dado cuenta hace poco (unos dos o tres años) son la cantidad de fan que han salido de algo y son incapaces de ver los fallos de aquello que admira. Incluso no aceptan las críticas de alguien que también es fan, es como si estuvieran cegados...
Por ejemplo, los lectores de Crepúsculo y los de 50 Sombras, fueron a ver la película y quedaron fascinados, veamos... como fan puedo tener una opinión algo subjetiva, pero si aspiro a tener una opinión objetiva he de aceptar los fallos y verlos. Y hay que decir que en éstas películas y libros hay fallos. Muchos. Una persona que a penas lee, no los notará pero alguien que si, le puede crujir, pero eso no hace de menos el libro o la película. Precisamente porque me gusta puedo ser objetiva, pero claro esto es algo que no todo el mundo domina. Es como aquello que dicen debes conocerte y saber reírte de ti mismo, sino... ¿como disfrutarás de la vida?

La crítica es necesaria. Los comentarios negativos son útiles y por mucho que le duela, es sumamente importante que te las digas, porque sino... ¿como crecerás?
Aprendes a madurar a medida que te van criticando, pero no con el concepto peyorativo. Obvio. Cuanto antes sepas por cual pata flaqueas, mejor serás en el  futuro y claro esta, siempre después de decir algo doloroso, di algo positivo. No vayas a machacar simplemente por hacerlo.
Un buen crítico conoce los aspectos buenos y malos de una obra, y ante todo tiene el dominio de la palabra a su merced.

Comentarios

  1. Tienes mucha razón en todo, siempre se puede decir las cosas con altura, que quien hiere queda muy mal parado, pero es el mismo crítico el que queda mal y no el artista, a mi parecer. Una crítica mal hecha, hecha con desdén o de un punto de vista de un grosero, es peor para el que escribe que para quien la recibe. Como siempre, creo que todo se puede decir de buena manera. Casona decía 'no hay ninguna cosa seria que no pueda decirse con una sonrisa'. Quizás no con una sonrisa, pero seguramente, aquello que a ti no te gusto —porque no hay nada más diferente que los gustos propios y por mucho que sepas de técnicas, de teoría y no sé qué cosas más, siempre vamos a lo que nos gusta y lo que no—.

    Personalmente, y si hay algo que me quedó de mis años en comunicación es que la objetividad no existe. Como sujetos pensantes y sensibles que somos, siempre, pero siempre somos subjetivos —que viene precisamente, de sujeto, objetivo de objeto—. Ser objetivos es imposible porque no cambiamos de ser objetos a sujetos y viceversa, siempre hablamos desde nuestro punto de vista, conocimientos y sensaciones, sean buenas y malas, y aunque uno quiera menguar esto de que se 'desliga' de uno mismo, es imposible. Creo que vamos por un camino con más tacto cuando decimos 'ser objetivos', más analítico, pero incluso así, seguimos siendo subjetivos. No existe forma de ser imparcial realmente, por eso, creo que las críticas dicen mucho de uno también. Más allá de que sepas analizar las luces o el guión, uno plasma en el papel lo que sintió. Y hay veces que las palabras no alcanzan para decir todo lo que se siente y otras veces que sólo hablas del aspecto técnico porque el artista en cuestión no te llegó.

    También estoy de acuerdo en esto de los fans. Más que admiradores, son obsesionados de la obra. Un admirador es diferente de un fan en esto: alguien que admira no se obsesiona mientras que el fan sí. Entonces, le vas a sacar un compilado completo con todas las fallas, las correciones que tienen que hacerle a sus obras favoritas y no te lo van a aceptar. Mi hermana es gran fan de 50 sombras, yo me lo leí y realmente, ni si quiera es erótico. Es más, con tanta fama de sadomasoquismo, esperaba ver más sadismo de por medio y no hay nada. Y la película, es un chiste básicamente. Le presté mi libro de 'Casada con Buda' y me dijo que no le gustó porque es demasiado pervertido ¡y es que los libros de Wei Hui sí son eróticos! Pero se van con una mala idea del erotismo literario y de los libros que tratan el BDSM. Pero esto es totalmente, culpa de la editorial y de todos los medios por promocionar algo bajo nombres que no deben ir. Es como cuando me encontré V for vendetta o Death Note en la sección infantil. Y me puse a revisar libros de la sección infantil y hasta un ejemplar de Jonjou estaba ahí. Le reclamé a la encargada y me dijo que eran dibujos así que iba ahí. Y así, ves que los que hacen clasificaciones parecen tener poco y nada de idea de los géneros. O quién saben si llegaran si quiera a ojearlos. O será estrategia de venta. No tengo idea, pero es algo que me molesta cada vez más porque son horribles los títulos que les vienen dando a obras maestras.

    Voy cortando o me iré de lengua XD

    Bye!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si, estoy de acuerdo con lo que dices. Es un tema delicado, pero bueno espero que a la larga todo cambie mucho. Y es verdad eso que solo por ser dibujos ya es infantil, es un tema que me calienta mucho...
      ¡Me alegro que te haya gustado!
      :D cuídate

      Eliminar

Publicar un comentario

Entradas populares