Café

Sé que hace un tiempo, escribí algo sobre el café y lo muy importante que es para mi, e incluso creo que comenté que realmente es una necesidad por las mañanas tomarlo... No sé exactamente que dije, pero si me repito. No me mates, ya tengo una edad y la memoria ya no es como antaño (suspiro de anciana). 

Hoy me di cuenta de algo muy importante. Me gusta el café, pero no todos los cafés. Quizás ya era consciente de ello, pero una parte de mi cerebro no lo había terminado de asimilar... es como de pequeña.
Recuerdo que cuando era niña me gustaba cualquier tipo de chocolate, podía comerme cualquiera: negro, con leche, cacahuetes, con pasas...etc y era feliz. Ahora de vieja, hay según que chocolates que no me gustan... por textura, sabor o cualquier otra cosa. Así que comparando mi etapa chocolatera con la cafetera, me doy cuenta que no son los mismos gustares...
De pequeña me gustaban TODOS los chocolates habidos y por haber, pero el café... no me gustan todos... en absoluto. ¿Cómo lo se?
Véase, hace una semana mi madre me compró unos cafés de marca Día %, y yo muy inocente, ayer y hoy... voy y me preparo mi taza usual por la mañana, cuando de golpe me doy cuenta que no sabe igual... no le doy mucha importancia y me lo bebo (eso ayer), y ésta mañana, me he preparado uno... y ha sido olerlo y decir "Ay no..." y cuando lo probé fue algo así "¡Que asco!" era como tomar...agua. 
Y después de eso... llegué a la conclusión que, no me gusta cualquier café, y tampoco cualquier marca (el chocolate me comía hasta marca más sospechosa y me gustaba). 
Sobre el café, tengo un paladar muy exquisito... quizás pruebe el café ese de caca de tigretón...sí, sí es el café más bueno y más caro del mundo.
¿Alguien lo ha probado? 

Comentarios

Entradas populares de este blog

Hybrid Child

Vocación

Doctor Macizo