R.C #9: Jaleo

Tag! (Alemán)
¡Es domingo y yo trabajo! ¿A que es divertido? Y más levantarte a las seis de la mañana y ver a gente que vuelve de fiesta y tu te vas a trabajar. Realmente no tiene nada de gracioso, pero hay que tomárselo así porque si no...
Ya sé que dije que iba a escribir a diario, pero ayer tuve asuntos familiares y al final no tuve tiempo, porque después fui a trabajar y llegué a casa sobre las diez y no tenía mucho oremus para escribir... ¿es comprensible? Obvio que si. De todas formas hoy haré dos post para compensar el fallido de ayer... así que estate atento.

Hoy haré el último (eso dijo) reto de mi adorada Mia. La canción que debo inspirarme es la de Andra- Love can salve it all, además el relato debe tener más de 200 palabras y ser de amor y sufrimiento. Vamos algo sufrido...y que no tenga un final abierto. Creo que eso lo puso por mi... ¡me gusta dejar los finales así! Jopetas... tendré que esforzarme pues.

¡Aquí voy!




Jaleo
El olor a café inundaba toda la casa. El murmullo de la cafetera llenaba de sonido la cocina, acompañando los suaves pasos que daba ella mientras sacaba las tostadas ya listas. Aunque estaba concentrada haciendo el desayuno, escuchaba atenta por si su marido bajaba. No era un día especial, pero quería hacer algo por él. Necesitaba tener un momento tranquilo, con una comida agradable y un ambiente relajado para hablar sobre ellos, sobre su relación y sobre su vida. Todo estaba cambiando y presentía que si no se comenzaba hablar pronto alguno de los dos buscaría consuelo en otro pecho, y posiblemente sería él quien lo encontraría. Por su parte no tenía mucha vida social, sus conocidos estaban a cientos kilometros de distancia y como mucho podría conocer a padres de la guardería de su hijo. Así que con café, tostadas y un sabroso zumo de naranja pensaba iniciar una conversación que no sería nada agradable...

Aún no había logrado ni decir la mitad de lo que quería cuando él se levantó de la mesa, dando un fuerte manotazo a la madera y saliendo de la cocina, bramando y gritando cualquier improperio en un Irlandés muy pueblerino para que ella no pudiera entenderlo.
No se lo podía creer, después de todo su esfuerzo no le había ni permitido decirle nada. No dudaba del amor que sentía por ella, pero a veces se preguntaba si aquel viaje que hizo a Escocia para secuestrarla de sus padres había sido tan sólo una aventura pasajera o por el hecho de que ella ya estuviera embarazada. Nunca se lo había puesto a pensar. Muchas veces creía que su matrimonio tan sólo había sido de penalti.
Con un nudo en la garganta se tapó la cara y comenzó a llorar. Ya podía esperar sentada porque él no volvería, con el carácter que tenía y con lo poco que aceptaba las críticas no llegaría hasta bien entrada la madrugada. Quiso ahogar las penas en alcohol, pero se cogió la taza de café y se lo bebió de golpe. El calor le quemo la garganta y la azúcar le endulzó las heridas del corazón, pero aún así tenía los ojos llenos de lágrimas. Le amaba, tanto que dolía... ¿y él?¿lo hacía?

Estaba en la entrada de la casa, con el ceño fruncido y aún a medio vestir. Cuando se había querido dar cuenta ya había salido de la cocina, dejando a su esposa con las palabras en la boca. Podía regresar, coger sus cosas y salir sin decirle nada, pero sabía que eso no solucionaría nada y más sabiendo como era ella, se tragaría todo y aguantaría como buena Escocesa. Se pasó la mano por la cara y se rascó la barba antes de volver a entrar en la casa, caminó hasta la cocina y se la encontró sentada en la silla, con los ojos y nariz roja, haciendo pucheros y hipeando. Sonrió divertido y triste... ¿Como no podía querer aquella mujer fuerte y tozuda?

- Lo siento.- susurró y le dio un beso en la cabeza.

Comentarios

  1. No. No es nada divertido trabajar en domingo, a no ser que te lo paguen doble. Mmmm ... pensandolo bien, quizas no.


    Muy buena historia, me encanto tu narración. No esperaba un final feliz, me sorprendistes. Que miedo da el matrimonio, que incógnita en esas circunstancias. Pobre mujer, pensar que el amor todo lo aguanta. Mejor no enamorarse.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues no, no lo es... pero al menos me pagan un poco más y eso compensa xD.
      Me alegra que te haya gustado mi historia ¿No pensabas que sería un final feliz? Se suponía que debía ser algo alegre y ahí está, algo cerradito y bonito.
      Un beso

      Eliminar
  2. ¡Hola! Me ha enervado un poco esta mujer >.< pero que ella tendría que haber dado el portazo y mandarse a mudar DDD:

    ¡Mucho éxito con el trabajo! <3

    ¡Un abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hombre, pero la pobre esta enamorada xD pobrecita mía.
      ¡Gracias!

      Eliminar
  3. Tienes razón, en cierto modo, lo he puesto por ti. Pero no porque te gusten los finales abiertos,porque en el fondo sabes que no es así, si no porque a veces hay que salir de la zona de confort.

    Me ha gustado la historia, has estado muy bien. Interesante punto de vista.

    tQ

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es que mira que lo sabía. Me alegra que AL FIN te haya gustado mi historia. Que emoción.
      TQ

      Eliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Hybrid Child

Vocación

Doctor Macizo