Byopp: Capítulo 1


Konnichiwa!
Realmente se supone que debería escribir una entrada por día, pero como últimamente me conecto poco y tengo tantas cosas que contar, he decidido publicar dos hasta que se corte la lista de cosas que contar y bueno... comenzar la rueda otra vez, aunque quizás mi vida vuelva a cambiar pero bueno. Ya iré contando a medida que las cosas vayan pasando...

Después de saber que mi escrito de Desnúdame, Desnúdate gustó y que quieres una historia un poco más larga aquí traigo el primer capítulo.
Ya sabes, si te gusta házmelo saber porque así me motivaré más en escribir y sacaré la pereza de mi cuerpo.
Sin más...


1. Despertar:

Mientras las gotas de sudor caían por su frente y su mente navegaba en un sin fin de pensamientos, fue vagamente consciente que fuera de su casa caía una tormenta tan fuerte que hacía retumbar toda la estructura de la casa. Una parte de su cerebro, la que no estaba concentrado en lo que hacía, pensó que era el ambiente idóneo para crear un ser. En cierto sentido se sintió como el Dr. Frankenstain, pero a diferencia de él, no usaba cuerpos humanos muertos o de animales, se valía de la ciencia del tejido sintético, de tejido creado a raíz de células madre y de otros cientos de aparatos y objetos que tenía en su laboratorio.

Con las manos metidas en el abdomen de su “creación” observó como aquel órgano se iba insuflando de vida. El tejido pronto comenzó a coger un color rosa, las paredes se fueron contrayendo creando pequeños espasmos que le ceñían las manos en el interior. Sonrió feliz y orgulloso al ver que el útero artificial había salido exitoso. Se secó el sudor con la maga de su bata y prosiguió en cerrar la herida y aplicar aquel gel mágico que cerraba la piel sintética de su amada Chloe.

- ¿Todo fue bien?- pregunto Chloe mientras abría sus ojos grandes y brillantes lentamente.

- Perfecto.- sonrió hinchando el pecho cual palomo.- ¿Como te sientes?- quiso saber mientras la ayudaba a incorporarse lentamente.

- La piel del abdomen me tira un poco...- musitó ella algo incómoda mientras pasaba su mano por el apósito que cubría la cicatriz.

- ¿Sólo eso?- insistió un poco más.

- Bueno...- se removió algo incomoda y avergonzada.- ...me siento como … ¿llena? No sé como explicarlo...- sus mejillas se volvieron rojas y cerró las piernas automáticamente.


Al ver la reacción tan femenina de la muchacha quiso poseerla encima de la misma mesa de operaciones, pero sabía que debía mantenerse a distancia. No podía asustarla y mucho menos después de haberle agregado un útero artificial a su organismo, ahora estaría segregando hormonas diferentes a las que ya tenía. A decir verdad no tenía ni idea de que pasaría a partir de ese momento. Cuando creo a Chloe no pretendía hacerla mujer, más bien quería un compañero, alguien con quien pasar el tiempo. Era un científico que había creado cientos de Byopps para el mundo, pero jamás lo había hecho para él. Todo empezó con Richard, que le insistió en empezar la empresa y el accedió, pero cuando otras empresas de inteligencia artificial vieron su arte no dudaron en comprarle los derechos y él no se negó. Siempre había amado el dinero y era lo único que le hacía feliz, pero después de tantos años, se veía con casi treinta años, sólo y sin un compañero, ya que Richard se había marchado a las grandes superficies y lo había abandonado, por eso él jamás conoció los avances que había hecho con su querida Chloe: un Byopp con sentimientos, con capacidad de vivir y morir según su mantenimiento. Casi un ser humano. Sonrió y estiró la mano para acariciar el rostro de ella, ante su tacto ésta pegó un pequeño salto en la camilla y bajó la cabeza avergonzada.


- Dime… ¿qué sientes ahora?- preguntó Matt mientras se acercaba a ella y le daba un pequeño beso detrás de la oreja.

- Siento que… me correré si sigues haciendo...- musitó ella avergonzada.- y las bragas que llevo puestas son de seda.

- Ummm… me estás provocando querida.- contestó éste riéndose y apartándose de ella.

- Soy una mujer convaleciente…- gruñó ofendida y giró la cara indignada antes de dar un salto y bajar de la camilla.- No deberías calentar el bollo si no te lo vas a comer.

Y sin dejar que Matt pudiera comerse el bollo salió del quirófano un poco abierta de piernas y contoneando las caderas totalmente sensual como todo su cuerpo.


A cada día que pasaba Chloe parecía más femenina, más mujer e incluso más follable. Siempre había tenido ganas de hacerle el amor, jamás lo había negado, pero ahora con el útero conectado al cuerpo los estrógenos podían hacer efecto en cualquier hombre. O al menos eso quería comprobar, pero al mismo tiempo tenía miedo… Chloe era suya, su bebé, su mujer.

- ¿Qué miras?- preguntó ella mientras se lamía un dedo con nata.- ¿No quieres las fresas?

- Si sigues así te pondrás como una foca.- le respondió aún pensando en la teoría de sacarla afuera.

- ¿Y qué? Estaré igual de buena que antes.- contestó toda divertida y se metió otra fresa en la boca.- ¡Que rica!

- Mira que eres rara...- rió.

- Tú me hiciste así.

Al escuchar eso salir de sus labios una preocupación que había tenido escondida comenzó a invadirle el cuerpo. Chloe era su creación, lo había hecho él, se podría decir que era su hija… ¿no sería algo incesto?¿Amar sexualmente a tu propia creación? Por un instante pensó en contactar con Richard y ofrecérsela, hacer que la cambiara, que la volviera de otra forma y así poder amarla sin remordimientos…

- pero… si hago eso dejará de ser ella.- pensó en voz alta sin darse cuenta.

- ¿Hacer el qué?- quiso saber Chloe mientras se metía otra fresa en la boca.

- Conocer a otros hombres.

Y casi sin estar seguro de hacerlo ya había tomado la decisión: Chloe debía decidir a quien amar, ya era una mujer en todas las de la ley, debía dejar volar a su pajarillo. El pichón debía abandonar el nido.

Comentarios

  1. !Wow! Un útero artificial? Vaya imaginación, esa Byopp va estar candela. Un capítulo muy romántico y sensual.
    Creí que iba a ser posesivo con ella porque era su creación, veo me equivoque. Que gran detalle de Matt. Me gusto muchisimo estaré atenta a la continuación.
    !Abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Gracias!
      Si el útero artificial me pareció algo bueno para resolver posibles dudas del inicio. Y veré que será lo que pase después.
      Un besito

      Eliminar
  2. Curioso que una androide desee ser tan humana, como para pasar por las complicaciones de una mujer humana.
    Creo que el planteo de incesto no tiene sentido. Sí lo tiene enamorarse de una creación Chloe.
    Buena historia.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¿Tú crees? Supongo que si no tiene sentido el incesto quizás las cosas puedan ir de otra forma.
      Un besote

      Eliminar
  3. ¡Hola! No esperaba que la fuera dejar estar con otros hombres. Aunque es normal amar a su creación, es decir, la creó (?) debe estar orgulloso (?). Me ha gustado mucho el capítulo.

    ¡Un abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Gracias!
      Debería estar feliz, pero el pobre Matt está confuso.
      Un besito, me alegra que te guste.

      Eliminar
  4. Primera vez que te leo y me dejaste con ganas de saber mas. Eres una buena o buen escritos que emocionante !!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Muchas gracias! Espero verte más por aquí.
      Un saludo

      Eliminar
  5. A mí sí me da un poco de impresión que se enamore de su creación, es como si fuera su hija. Me parece sensato que la deje conocer a otras personas y salir al mundo primero, para que ella decida por su cuenta. De paso, él podrá verla más como una mujer independiente.
    ¡Saludos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si, es normal para la relación... quizás la cosas evolucione o quizás se extinga. No lo sé.
      Me alegra que la estés leyendo.
      Un besote

      Eliminar
  6. No suelo seguir las entradas por capítulos, sin embargo creo que con esta voy a hacer una excepción. Estupendo relato!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Oh es un gran honor! Me alegra que te haya gustado.
      Un saludo

      Eliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Hybrid Child

Vocación

Doctor Macizo