De Quita y Pon

En un post, hablé sobre los pechos postizos, maquillaje y todo lo extra que se pueda poner uno en el cuerpo... pero realmente no era eso lo que quería decir. Saben eso cuando tiene muchas cosas en la cabeza y al final terminar de decir todo lo contrario. Pues eso me suele pasar. Algo muy humano. 
Si, soy humana. 


No estoy a favor de las operaciones estéticas. A menos que sean por razones importantes y suficientemente justificables. Por ejemplo: Tienes la nariz tan pequeña, que no respiras bien... o tantos pechos que te duele la espalda, o tanta grasa que ni con dietas ni con nada, se puede rebajar y eso te complica la vida. 
Ese tipo de cosas, si estoy totalmente de acuerdo. No me opongo ni miro mal. 


Me explico, pienso que todas las cosas feas que podamos tener en nuestro cuerpo, la podemos arreglar sin acudir a un quirófano. Estás gorda, has dieta. Te hacen ojeras las gafas, te pones lentillas. No tienes mucho pecho, te pones relleno. 
Aunque en eso también discrepo. 
Mi teoría es la siguiente: Somos lo que somos, con nuestras taras , manías y defectos. Somos personas, humanos.
Si tenemos que ponernos más tetas, más culo, taparnos la cara con maquillaje, ponernos una faja que nos comprime hasta el corazón... ¿Qué eres?¿Eres tú? Debajo de todo ese extra, está lo que es la persona original.
Pienso que cuanto más nos pongamos, menos reales somos. En cierto modo estamos engañando a la otra persona.
Y no es bonito.
A veces me levanto y pienso ¿me pongo las lentillas? realmente no me disgustan y tampoco es que sea un extra, pero realmente yo me veo con gafas y me siento como si estuviera engañando a las posibles personas que pueda conocer. También pienso, que tanto con gafas o con lentillas sigo siendo la misma persona. En si mismo, mi esencia no cambia. 
Pero... ese es mi caso.
Las personas que se ponen más tetas, simplemente viven para ellas. Las que se arreglan la nariz, viven por su nariz. Las que se quitan las arrugas, viven para una persona que fue hace mucho tiempo. Esa ya no eres tu. 


Engañas a los demás y te engañas a ti mismo. Somos humanos, engordamos, perdemos tetas, culo, nos arrugamos y nos encogemos. ¿Qué malo tiene eso? Es la vida.
No te engañes, simplemente se tú. 

Comentarios

Entradas populares de este blog

Hybrid Child

Vocación

Doctor Macizo